Chac Mool en Chichén Itzá


Warning: Illegal string offset 'header-text' in /home/visitach/public_html/wp-content/themes/thedawn/single.php on line 16

Chac Mool en Chichén Itzá

En uno de los continuos trabajos de exploración de las pirámides Mayas de la Zona Arqueológica de Chichén Itzá, en abril de 1935,  se encontró una figura de  Chac Mool, una de las esculturas más peculiares de la arqueología mexicana, en el interior del Templo de los Guerreros.

Chac Mool es una escultura que representa una figura humana reclinada hacia atrás, con las piernas encogidas y la cabeza girada, en cuyo vientre descansa un recipiente circular. La teoría más común es que el recipiente de Chac Mool, lo destinaron los Mayas para recibir los corazones de las víctimas sacrificadas.

Chac Mool significa gran jaguar rojo en lengua Maya. El  explorador Auguste Le Plongeon le puso este nombre en 1875, cuando en sus excavaciones en la Zona Arqueológica de Chichén Itzá encontró la escultura de Chac Mool y la trasladó a Mérida a finales de 1874. Tres años después, la figura fue enviada a la ciudad de México, lo que provocó inconformismo por parte de su descubridor. Es muy común confundir a Chaac Mool con el dios Chaac, dios de la lluvia para la cultura Maya.

Los ejemplares de Chac Mool conocidos a la fecha fueron encontrados en lugares como Tula, Hidalgo y en Chichen Itzá, donde se ha encontrado una docena. La existencia de este tipo de estatuas en ambos lugares es uno de los argumentos utilizados en los debates sobre la relación que existía entre ambos sitios.

Este tipo de esculturas corresponden en su mayoría al Posclásico, es decir, a los años 900-1521 de nuestra era. En la Zona Arqueológica de Chichen Itzá, siempre han sido encontradas en contextos sagrados como en el juego de pelota, por lo que se le ha atribuido la función de receptor de sacrificios para la antigua civilización Maya, mientras para la cultura Tolteca hubiera podido representar a un guerrero, pues posee atributos muy similares a los de los Atlantes de Tula; está armado, luce el pectoral de mariposa y lleva un navajón atado en el brazo.

En el caso de los Chac Mool encontrados en Tenochtitlan, se ha visto que guardan estrecha relación con el dios de la lluvia, Tláloc. El caso más claro es el Chac Mool localizado en su sitio original, frente al adoratorio de Tláloc en el Templo Mayor de Tenochtitlan.

Se han encontrado figuras de Chac Mool en muchas partes de Mesoamérica, pero sobre todo en Tula y en las Pirámides Mayas en la Zona Arqueológica de Chichén Itzá, las cuales siempre han despertado el interés de los arqueólogos por sus peculiares características.

Pide informes a tu Agencia de Viajes de los tours a Chichen Itzá, Hoteles en Chichen Itzá, tarifas y promociones.